Según  testigos, el victimario ingresó a la vivienda y luego de sostener una conversación apuñaló varias veces a la víctima en presencia de una amiga

Este viernes fue privado de libertad por orden del Ministerio Público, Reyes de Jesús Perozo por su presunta responsabilidad en la muerte de su expareja, Karina Elizabeth Vargas Rodríguez. 

Luego ocurrir el suceso, el pasado 30 de junio en la parroquia Unión en el municipio Iribarren del estado Lara, Perozo se presentó ante efectivos de la Policía Nacional Bolivariana, donde informó haber asesinado a su antigua pareja y posteriormente intentó suicidarse con una herida en el cuello. 

El hombre fue trasladado al Hospital Central Universitario “Doctor Antonio María Pineda” de Barquisimeto para le brindaran atención médica, mientras una comisión del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) acudió al lugar indicado por el sospechoso, a fin de localizar el cadáver de la mujer, el cual tenía varias heridas por arma blanca.

Según  testigos, Perozo ingresó a la vivienda y luego de sostener una conversación apuñaló varias veces a la víctima en presencia de una amiga.

Perozo intentó atacar a la otra mujer, pero Vargas Rodríguez se lo impidió antes de quedarse sin signos vitales. Luego de ello, el victimario se infligió una herida en el cuello.

En la audiencia de presentación, la Fiscalía 28ª de Lara imputó a Perozo por la presunta comisión del delito de femicidio agravado en perjuicio de Vargas Rodríguez. 

Ante los elementos de convicción expuestos por la representación fiscal, el Tribunal 2º de Control en esa jurisdicción impuso la medida privativa de libertad para el agresor y fijó como sitio de reclusión la sede del Cicpc en Barquisimeto.