“Las cuatro jugadoras, que tan bien han jugado hasta ahora, merecían una pista más importante. Creemos que había otras soluciones posibles”, indicó la organización a través de un comunicado

La asociación femenina de tenistas WTA protestó este viernes contra la decisión de los organizadores del torneo Roland Garros de no programar las dos semifinales femeninas en la pista central, reservada para las semis masculinas.

La anulación de la jornada por lluvia,los organizadores del torneo reprogramaron las dos semis femeninas de forma simultánea en la pistas Suzanne Lenglen y Simonne Mathieu, segunda y tercera en importancia respectivamente.

Esta decisión provocó que el presidente de la WTA, Steve Simon, considerara “injusta e inapropiada” la reprogramación.

“Las cuatro jugadoras, que tan bien han jugado hasta ahora, merecían una pista más importante. Creemos que había otras soluciones posibles”, indicó en un comunicado.

Durante los duelos entre la británica Johanna Konta y la checa Marketa Vondrousova, en la pista Mathieu, y entre la australiana Ashleigh Barty y la estadounidense Amanda Anisimova en la chancha Lenglen, ninguna de las dos pistas llegó a llenarse.