Destacó que los puntos del acuerdo con el gobierno de Nicolás Maduro se han logrado, “empezando con la incorporación del PSUV a la AN para avanzar en tener un nuevo CNE”

Timoteo Zambrano, representante del partido Cambiemos, y de la oposición venezolana ante la Mesa de Diálogo Nacional, aseguró que en 99% se cumplieron los acuerdos establecidos en esta instancia, según arrojó el balance efectuado tras haberse arribado a un año de la firma de acuerdos de la Mesa.

En tal sentido, dijo que “creemos que el balance realizado a un año de la firma de estos acuerdos ha sido altamente positivo sobre lo que ha hecho la Mesa”.

Solo un punto no se ha podido instrumentar, quizá por lo complejo, lo referido al intercambio de petróleo por alimentos. Deben recordar que fue un aspecto muy debatido y lamentablemente en esto no hemos avanzado”, agregó.

Zambrano indicó que “no solo logramos tener un nuevo Consejo Nacional Electoral (CNE), sino que logramos cambiar el sistema electoral, donde se privilegia la proporcionalidad frente al método mayoritario, lo cual es un avance importantísimo”.

Enfatizó la liberación de presos políticos, lo cual era uno de los aspectos establecidos en los acuerdos.

“Nos queda todavía un camino hasta el 6 de diciembre, por lo que ratificamos que tendremos elecciones, lo cual ha sido materia de consenso de la mesa de Diálogo Nacional. Lo que nos falta estos meses, es continuar protegiendo las garantías establecidas para el cumplimiento del cronograma electoral”, sostuvo.

“El 6 de diciembre tendremos una nueva Asamblea Nacional y se desactiva la Asamblea Nacional Constituyente. De esta forma, se han creado nuevas condiciones para que todo el mundo pueda participar en el proceso electoral con miras a tener un nuevo Parlamento, que nos permita reinstitucionalizar el país y normalizar y darle gobernabilidad en los próximos años”, señaló.

También invitó a la Unión Europea (UE) a tomar la decisión política de participar o no como observador del proceso electoral del 6-D, así como a homologar el informe de observación nacional como un mecanismo para validar la transparencia de los procesos.