Sobre la supuesta participación de la Constituyente para nombrar el ente comicial hay “un cierto enredo” en el chavismo, aseguró el director del Observatorio Electoral Venezolano.

Para llegar a un nuevo Consejo Nacional Electoral (CNE), que sea creíble para todos los sectores, se necesita “fundamentalmente un acuerdo entre las principales fuerzas políticas del país”, que incluya “al Ejecutivo y a la Asamblea Nacional”, aseguró Luis Lander, director del Observatorio Electoral Venezolano (OEV).

El pasado martes 5 de noviembre, el Poder Legislativo nombró una Comisión Especial que debe dar paso al Comité de Postulaciones, para llegar a un nuevo Poder Electoral. “Falta por nombrar todavía dos diputados más, además de los de la Sociedad Civil”, precisó a Contrapunto.

Después la AN “nuevamente debe ser la que, entre todos los candidatos propuestos por la Sociedad Civil, termine escogiendo los 10 adicionales”.

Una vez que esté conformado el comité de postulaciones “los candidatos a rectores deben ser postulados por la misma Sociedad Civil, 3 de los 5; otro por las facultades de Derecho de las Universidades Nacionales y el último por el Poder Moral o el Poder Ciudadano”.

“Si hay un acuerdo político previo, eso se puede resolver”, enfatizó Lander, “y no sería necesario hacer demasiadas excepciones”. Ese acuerdo político garantiza, además que “no haya demoras en el proceso” y que no se deba recurrir al máximo de días, sino al mínimo.

-¿Cómo entra la Asamblea Constituyente?

-Creo que en el discurso del oficialismo hay un cierto enredo, porque obviamente, y eso lo celebro, con la incorporación del Gran Polo Patriótico a la Asamblea Nacional y efectivamente participar en este debate hay un reconocimiento a la Asamblea Nacional. Creo que eso es bueno, porque claramente la Asamblea Nacional es el foro político por excelencia en el país.

Estos son algunos de los retos que debe afrontar el nuevo CNE, subrayó.

El sistema automatizado de votación es uno de los escollos por subsanar.