El consentimiento de los voluntarios debe ser por escrito, subrayó Patricia Valenzuela

El consentimiento informado para la administración del candidato vacunal contra la COVID-19 procedente de Rusia debe ser por escrito y debe llevar la firma del voluntario, reiteró este lunes la infectóloga Patricia Valenzuela.

No es una vacuna aprobada, enfatizó. “Debe estar claro quién va a hacer el seguimiento del candidato vacunal”.

Valenzuela aclaró que al país llegaron 2 mil dosis y puntualizó que no se sabe si ya tienen la precalificación de la OMS. No por hacer más cortas las fases se puede dejar de lado la seguridad.

Un grupo de sanos voluntarios recibe el producto, y otro grupo de sanos voluntarios recibe el placebo, recordó la médica en entrevista con Unión Radio.

Indicó que no ve la diferencia entre 7×7 y 7×7 plus. “Seguimos aumentando las razones para que las personas salgan de casa” y se aglomeren. El confinamiento completo es irreal, las condiciones del país hacen difícil que se regrese a eso.

Pero debemos insistir en acondicionar el transporte público, el trabajo, e insistir en las medidas de prevención.

“Cada vez vemos a más personas en la calle con el tapabocas mal puesto, o sin tapabocas y sin protección ocular, unos encima de otros”, advirtió. Quien no deba salir de su casa, que se quede en su casa.

Las consultas pedagógicas hay que organizarlas, limitar el número de personas que acuden. “Vas a tener a más de 10 personas en un mismo salón y eso aumenta la transmisión”, alertó. Deben ir con mascarilla y escudo, con gel y todas las medidas.