El Gobierno colombiano conformó una unidad especial para perseguir por todo el territorio a los desertores de la Farc

El ministro de Defensa de Colombia, Guillermo Botero, advirtió este viernes 30 de agosto que los disidentes de la Fuerzas Armadas Revolucionarias Colombianas (Farc) deben entregarse porque serán derrotados.

“Los delincuentes están advertidos: se entregan o serán vencidos”, indicó en su cuenta de Twitter, minutos después que anunciar la conformación de “unidad especial para perseguir a estos delincuentes”.

El saldo del primer operativo fue de nueve desertores fallecidos, integrantes de GAO-r 7 en la zona rural de San Vicente del Caguán, Caquetá. Entre los muertos se encuentra uno de los cabecillas de la disidencia ‘Gildardo Cucho’.

Presunto criminal dedicado al “narcotráfico, al secuestro, a la intimidación de líderes sociales pretendía ser parte de esa estructura amenazante que ayer se presentaba al país como una nueva guerrilla, cosa que no es, porque es una cuadrilla de narcoterroristas”, añadió el mandatario colombiano, Iván Duque.