Una portavoz le negó a Reuters la cifra de cuántos trabajadores estaban siendo despedidos, aunque dijo que la empresa retendría parte del personal en Venezuela

El proveedor de servicios petroleros Halliburton Co., redujo su fuerza laboral en Venezuela como resultado de las sanciones de Estados Unidos que limitan sus operaciones en el país miembro de la OPEP, dijo el miércoles una portavoz de la compañía.

Washington limitó en abril las actividades en Venezuela de Halliburton, así como de sus rivales Schlumberger NV, Baker Hughes y Weatherford International. En 2019, Estados Unidos aumentó las sanciones a la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA) como parte de su esfuerzo para presionar la salida del poder del presidente Nicolás Maduro.

Halliburton dijo en aquel momento que había detenido sus operaciones en Venezuela. Estel miércoles, la portavoz agregó que la empresa mantendría su presencia en el país sudamericano a pesar de los despidos.

“Halliburton detuvo sus operaciones primarias en Venezuela como resultado de las sanciones impuestas por Estados Unidos al país. Debido a esto, Halliburton está reduciendo su fuerza laboral venezolana”, señaló la portavoz. “Halliburton sigue con su compromiso de mantener una presencia en Venezuela”.

La portavoz se negó a especificar cuántos trabajadores estaban siendo despedidos, aunque dijo que la empresa retendría parte del personal en Venezuela.

Antes de las sanciones, Halliburton, así como otras grandes compañías internacionales de servicios petroleros que operan en Venezuela, redujeron significativamente sus operaciones y tienen cientos de millones de dólares en activos y cuentas por cobrar debido a los problemas operativos en la estatal PDVSA, que registra pagos atrasados con sus proveedores.