De la pantaleta a la harina de maíz: La cuarentena versus la actividad comercial

José Gregorio Yépez / Video y edición: Miguel "Cuchi Cuchi" Romero

En Sabana Grande, se observa un movimiento comercial que le busca “la vuelta” a las restricciones que impone la cuarentena impuesta por el Gobierno. Es una especie de Jurassic Park en donde “la vida se abre camino”, en este caso el “comercio se abre paso”. Aquí vemos como antiguos vendedores de zapatos deportivos vocean “¡el combo cuarentena con 16 productos por 12 dólares!”. 

Algunas especies cuando ven amenazada su subsistencia y preservación son capaces de cambiar sexo. En caso de que en una colonia de peces payasos muera la hembra, que es la más grande, el macho de mayor tamaño toma su lugar y así se adaptan a la nueva coyuntura.

Así pasa en Sabana Grande. Contrapunto salió a caminar el 5 mayo y esto fue lo que conseguimos.

Si no puedes vender pantaletas, medias panty, sostenes o interiores, bueno es buscarse nuevos proveedores y transformar esa vitrina donde estaba la figura voluptuosa de Norkys Baptista, en algo comercialmente mejor adaptado a estos tiempos de coronavirus

Es así como las despampanantes modelos ceden el paso a la señora con la pañoleta blanca de bolas rojas atada a la cabeza que conecta a los venezolanos con las ganas de comer arepas.

Pero esa no es toda la oferta.

Los cacheteros, hilos dentales, sostenes con encajes, bikinis y las pantaletas “mata pasiones” se hacen a un lado para que ahora los protagonistas sean los paquetes de pasta corta y larga, diversas margarinas, aceites vegetales y por supuesto dulces y algunas exquisiteces.

También los locales de comida rápida y sus ventanillas de postres se abren espacio para abrir “aunque sea un rato” y assí lograr vender algo que justifica la permenencia y el pago de los salarios.

Otras tiendas simplemente abren en horario limitado que comienza a las 8:30 de la mañana y no llega más allá de las 2 de la tarde.

Pero no es solo la posibilidad de abrir y trabajar en la tienda que te tenía contratado antes de la cuarentena. Sabana Grande abre la opción de conseguir un empleo y así vimos a un señor de la tercera edad que caminó desde la inmediaciones de Petare hasta este espacio caraqueño buscando trabajo.

Los locales que venden alimentos se adatan a los horarios pero ahn tenido prerrogativa de poder abrir durante de la cuarentena.

La frase “la vida se abre camino”, quien esto escribe la escuchó por primera vez en 1993 al matemático Ian Malcolm, personaje de la película Jurassic Park, interpretado por Jeff Goldblum.

Esta afirmación debe pertenecer al guionista y escritor del libro que inspiró la película, Michael Crichton, pero no me extrañaría que fuera la paráfrasis de alguna cita de un filósofo famoso que nuestra supina ignorancia encontró gracias a la industria cinematográfica y el criterio de acertado de Steven Spielberg.

Cuando se ve la mutación de los negocios en Sabana Grande se puede recordar la escena de la legendaria película cuando el paleontólogo Alan Grant (Sam Neill) descubre las cáscaras de unos huevos que hicieron eclosión junto a un rastro de huellas de dinosaurios bebes. Su sentencia fue algo como:”La vida se abre camino, Ian tenía razón”.

En Sabana Grande la economía se abre camino frente al coronavirus, Ian Malcom tiene razón.