Luis Emilio Rondón considera que debe realizarse nuevas elecciones que “estén apegadas a la Constitución y las leyes, sin persecuciones e inhabilitaciones ni partidos políticos ilegalizados”

El rector del Consejo Nacional Electoral (CNE) Luis Emilio Rondón planteó este lunes 20 de mayo, cuando se cumple un año de los cuestionados comicios presidenciales que ganó Nicolás Maduro, que se vuelvan a realizar elecciones “libres, justas y transparentes” a fin de solucionar la crisis del país.

En un texto que compartió a través de su cuenta en la red social Twitter, Rondón recordó que tal y como alertó en 2018 el “no reconocimiento” de Maduro por parte de los venezolanos y buena parte de la comunidad internacional “ha acentuado aún más la ingobernabilidad del país”.

Por ello, considera que debe haber unas nuevas elecciones que “estén apegadas a la Constitución y las leyes, sin persecuciones e inhabilitaciones ni partidos políticos ilegalizados”.

El rector se refiere así al hecho de que para el momento en que se celebraron las presidenciales de 2018, los principales líderes y partidos políticos de oposición se encontraban inhabilitados por decisiones del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) o del CNE que impuso un engorroso proceso de renovación a las organizaciones.

Rondón, que no reconoció los resultados de los comicios ganados por Maduro, reiteró que las presidenciales del año pasado estuvieron “plagadas de profundo ventajismo, inequidades y desigualdades“, pues además de las inhabilitaciones, también hubo “coacción para incidir en el voto”, dijo.

Hubo un “diseño de un proceso electoral dirigido más a la desmovilización de los electores que a su participación y el uso abusivo de los medios de comunicación del Estado para favorecer a una parcialidad política”, añadió al señalar que esto “profundizó la crisis política, económica y social”.

En ese sentido, abogó porque los dirigentes del oficialismo y la oposición hagan un “titánico esfuerzo” para sostener encuentros “que hagan factible materializar acuerdos que permitan tomar la ruta electoral” como vía de solución a la actual crisis política.

En las elecciones celebradas hace un año, Maduro ganó con poco más de 6,2 millones de votos frente a los cerca de 2 millones del opositor y exgobernador Henri Falcón.

En el proceso se registró una abstención del 53,98%, una de las más altas de las dos últimas décadas.

El gobernante se juramentó en enero de este año, tal y como dicta la Constitución, pero debido a que la oposición venezolana no reconoció los resultados de esos comicios, el jefe del Parlamento, Juan Guaidó, se proclamó presidente interino de Venezuela. 

A juicio de Rondón, es indispensable que las elecciones tengan un cronograma con lapsos suficientes “que permitan el ejercicio libre de los derechos políticos, que incentive la participación de los electores, miembros de mesa electoral y testigos en todo el proceso, con un Registro electoral transparente y que genere confianza”.