Las pruebas constan de una serie fotográfica del cuerpo sin vida de Albán que “demuestran que el día 8 de Octubre de 2018 fue víctima de una brutal tortura, lo que le ocasionó la muerte”

La organización Venezuela Awareness hizo llegar a la alta comisionada de los derechos humanos de la ONU, Michelle Bachelet, pruebas de que el concejal venezolano Fernando Albán, fallecido en 2018 en un edificio del Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin) en Caracas, no se suicidó.

A través de un comunicado, la organización de derechos humanos con sede en Miami, informó este martes 23 de julio que las pruebas consisten en una serie fotográfica del cuerpo sin vida de Albán en las cuales “demuestran que el día 8 de Octubre de 2018 fue víctima de una brutal tortura, lo que le ocasionó la muerte”.

Patricia Andrade, directora de la organización, expresó que las fotografías le fueron entregadas a Bachelet en Miami, si dar mayores detalles, y subrayó que no las publicarán por respeto a la familia de Albán.

Fernando Albán, concejal por el municipio Libertador, “fue asesinado por las brutales torturas sufridas. Todo fue planificado por funcionarios del Sebin, los torturadores de Albán lo amarraron y ahí empezó todo. Solo pararon cuando ya lo habían asesinado y sus asesinos lo lanzaron desde el edificio del Sebin para simular un suicidio”, puntualizó Andrade.