Se los señala por delitos como lucro ilegal en la administración pública, aprovechamiento o distracción de fondos públicos, asociación para delinquir y legitimación de capitales, detalló Tarek William Saab

El fiscal general designado por la constituyente, Tarek William Saab, informó que el Ministerio Público solicitó la aprehensión de 8 personas por la venta simulada y con sobreprecio de cauchos al Banco Central de Venezuela (BCV), con una afectación patrimonial de 1,7 millones de dólares.

Los ocho solicitados son representantes de las empresas y funcionarios del BCV, detalló Saab.

Se los señala por delitos como lucro ilegal en la administración pública, aprovechamiento o distracción de fondos públicos, asociación para delinquir y legitimación de capitales.

Un funcionario detectó sobreprecio en una factura por la compra de cauchos radiales rin 15: cada caucho fue vendido en 900 dólares, aun cuando su valor de mercado es 60 dólares y el BCV no tiene vehículos que los usen de esa medida.

“La investigación se inició gracias a una denuncia realizada por el propio presidente del BCV, Calixto Ortega Sánchez, quien facilitó al Ministerio Público toda la investigación”, indicó el funcionario.

Supuestamente se hicieron pagos a tres empresas, como Corporación Líder y Corporación Arialíder, “las cuales no fueron contratadas previamente por el BCV”.

Saab se refirió a José Rubén Albornoz, jefe del departamento de pagos y tributos, quien presuntamente en complicidad con otros dos funcionarios forjó expedientes de adquisición de bienes.