Durante el asalto a las instalaciones militares, donde sustrajeron 9 lanzacohetes y 120 fusiles, fue asesinado el cabo primero Luis Jampier Caraballo Marcano

El presidente de la República, Nicolás Maduro, exigió al gobierno de Brasil detener a los asaltantes del Batallón 513 de Infantería de Selva, ubicado en Luepa, zona fronteriza del estado Bolívar, una acción efectuada con la cooperación de Colombia, Ecuador, Perú y Brasil.

“Pido al gobierno y autoridades de Brasil la detención de estos asaltantes y que se devuelva al Gobierno de Venezuela el restante de las armas despojadas”, dijo Maduro.

Sobre el asalto detalló que han sido capturados 11 de los asaltantes y que el plan consistía en perpetrar ataques a instalaciones militares en 5 estados del país.