Diez personas estaban a bordo cuando el equipo de oficiales irrumpió en el buque

La Guardia Costera interceptó este miércoles 29 de abril, a un buque petrolero extranjero, Throne, en la costa norte de Trinidad y confiscó cerca de 400 kilogramos de cocaína con un valor estimado de $ 160 millones.

Fuentes de inteligencia de alto nivel con conocimiento sobre la operación dijeron que un equipo especial de oficiales liderados por Jason Kelshall, de la Fuerza de Defensa y la Unidad Naval Especial (SNU), abordaron el barco la mañana del martes.

Los oficiales hicieron una búsqueda exhaustiva de la embarcación y descubrieron los 400 kilogramos de cocaína escondidos en los tanques de combustible de la embarcación.

Fuentes de inteligencia aseguran que los detalles sobre la operación se mantuvieron “en secreto”.

Según reseñó el periódico Guardian Media, no se pudo determinar el destino del buque, tampoco las nacionalidades de los miembros de la tripulación.

El petrolero fue trasladado a la Bahía de Staubles en Chaguaramas.