Luego de un primer trimestre con una tendencia al descenso del tipo de cambio en el mes de abril marcó una ruptura en el comportamiento de la divisa estadounidense

La cotización del tipo de cambio oficial comenzó a acelerarse en el mes de abril y marca un quiebre con tendencia al alza ,según las cifras del Banco Central de Venezuela (BCV).

Entre abril y el cierre de junio hay un incremento de 23,4%, al pasar de 4,48 bolívares por dólar hasta los 5,53 bolívares por dólar al cierre de junio.

Durante el primer trimestre del año el comportamiento caminó en sentido contrario y entre enero y marzo el dólar oficial cayó 4,36%, según los registros del ente emisor.

La apreciación del tipo de cambio en el primer trimestre del año se debió a la agresiva intervención del BCV en el mercado de divisas, inyectando liquidez con el fin de contener la cotización del dólar paralelo y así incidir en los niveles de inflación.

Esta estrategia se ha mantenido, aunque con menos intensidad en el segundo trimestre del año, aunque las dos últimas incursiones del ente emisor en el mercado divisas alcanzaron los 120 millones de dólares.

La contención del tipo de cambio a fuerza de la intervención del BCV viene perdiendo fuerza y esto se está traduciendo nuevamente en una presión sobre los precios en bolívares de los bienes y servicios que demandan los venezolanos.

Según la información disponible, el BCV ha inyectado en lo que va de año 2.235 millones de dólares en el mercado de divisas, superando con creces lo inyectado el año pasado, cifra que se estima en 1.553 millones de dólares.

Con esta nueva intervención, el BCV ha inyectado 2.235 millones de dólares a la Banca en lo que va de 2022. El promedio por colocación se ubica en 85,96 millones de dólares.