Trabajadores petroleros buscan producir barriles con las especificaciones técnicas exigidas por los mercados internacionales

Con el propósito de garantizar la seguridad laboral y física de quienes impulsan las actividades petroleras de la Estación Arecuna, Anzoátegui, los trabajadores de esta Estación de Descarga repotenciaron plantas de procesamiento de crudo, a través del saneamiento, reacondicionamiento y desmalezamiento de éstas.

Esta jornada de mantenimiento se efectuó en pro de incrementar la confiabilidad operacional y optimizar el funcionamiento de las plantas en la Faja Petrolífera del Orinoco (FPO) “Hugo Chávez”.

Esta Estación opera bajo una corriente de producción de 5 mil barriles diarios aproximadamente, que contribuyen al plan de apalancamiento de la producción en el mayor reservorio de crudos del mundo.

Luis Barroso, trabajador de Arecuna 4, señaló que “el propósito es sustentar el desarrollo de este lugar, adecuando los tanques de lavado y almacenamiento, hornos y bombas de oleoductos, en función de producir un barril con las especificaciones técnicas exigidas por los mercados internacionales”.

Por su parte, Félix Villarroel, gerente de Operaciones Extrapesado de la División Ayacucho, apuntó que “esta planta forma parte de la historia de la Faja, y por ello, su repotenciación llena de orgullo a los trabajadores, por ser posible gracias a la capacidad y compromiso del personal de las distintas gerencias que apoyaron para llevar a cabo este proyecto”.

Manuel Bermúdez, gerente de Mantenimiento del Distrito San Tomé, comentó que el objetivo de esta actividad es aminorar los riesgos que puedan atentar contra la integridad física de los trabajadores u ocasionar daños ambientales y operacionales.

Estas acciones, que impactan de forma positiva en la producción de crudo a escala nacional, también demuestran el ingenio del talento humano existente en PDVSA.