El presidente de Conindustriam durante su intervención en la asamblea de Consecomercio, renovó la propuesta de reducir el Impuesto a las Grandes Transacciones Financieras a 0,5% para que no siga fomentando la informalidad

El presidente de Conindustria, Luigi Pisella, aseguró este viernes que los industriales venezolanos van a seguir incrementando las exportaciones.

Las exportaciones han crecido, reivindicó, y citó los camarones de Zulia y los frijoles chinos. “Vamos a seguir creciendo en exportaciones”, sostuvo durante su intervención en la asamblea de Consecomercio que se celebra en Caracas.

Según Pisella “quisiéramos exportar mucho más. Eso es lo que nos va a hacer grandes como país”.

La industria nacional opera a 27,6% de su capacidad, detalló. “La industria se ha venido recuperando”, y en Conindustria trabajamos para crear las condiciones “para que este crecimiento sea sostenible en el tiempo”.

“Tenemos cinco trimestres consecutivos creciendo”, destacó. “Un 64% de los encuestados manifiestan haber producido más que en el mismo trimestre de 2021”.

“¿Venezuela se arregló? Venezuela no se arregló, pero la vamos a arreglar”, prometió.

En septiembre de este año Conindustria difundirá su primera encuesta cuantitativa, anunció Pisella.

Los diagnósticos

La baja demanda nacional sigue siendo uno de los principales problemas, por lo que insistió en la necesidad de “recuperar el poder adquisitivo”. Reiteró que hoy no existe financiamiento. “Nosotros perdimos el crédito. Eso hay que recuperarlo”. La industria nacional “en más de 55% se autofinancia” y “menos de 26% recibe financiamiento de la banca”.

Pisella comentó que las alcaldías han aumentado los impuestos a “unas tasas enormes” que solo han logrado aumentar la informalidad. También aludió al ajuste en las tarifas de las notarías.

Hizo un análisis del Impuesto a las Grandes Transacciones Financieras, al que definió como “un impuesto al consumo”. Recordó que este gravamen ya existía, pero lo cancelaban las empresas y era 2%. Comentó, también, que Conindustria sugirió dejar fuera del pago a las personas naturales y reducir el porcentaje.

“Insistimos en que el impuesto es muy alto” y también “sumamente perjudicial”. El dirigente gremial renovó la propuesta de reducirlo a 0,5% para que no siga fomentando la informalidad.

La posición de Conindustria sobre las importaciones es que se levante la exoneración de impuestos a productos terminados importados. “Las importaciones son sanas”, destacó, pero “en condiciones de igualdad, y eso es lo que nosotros estamos pidiendo. Vengan acá, paguen sus impuestos y competimos en condiciones de igualdad”.

De la lista inicial de exoneraciones 1.262 productos han sido excluidos, lo que “no es suficiente, pero es un paro en la dirección correcta en materia arancelaria”, afirmó.

Igualmente hizo referencia a la sobrevaluación del bolívar. “Nosotros no queremos que se devalúe la moneda, pero el problema es la inflación”, razonó.