Hay cuatro medidas transversales que deben ser acatadas por los comerciantes este 20 de noviembre y todo el mes de diciembre, indicó Felipe Capozzolo, presidente de Consecomercio

El viernes 20 de noviembre el comercio venezolano tendrá su desquite después de meses de cuarentena, escasez, coronavirus y dificultades: el “Black Friday”.

Esta jornada especial de ventas con descuentos se celebró por primera vez en Venezuela en el año 2019. Aun cuando el país suma seis años en recesión y tres en hiperinflación, la experiencia del año pasado alentó a los comerciantes y a los compradores.

Este año el presidente de Consecomercio, Felipe Capozzolo, pidió a os comerciantes poner los precios del tamaño del bolsillo de los usuarios. Pero, algo muy importante, recordó las medidas sanitarias necesarias para poder atender la demanda del Black Friday:

-Control de aforo. “Es tal vez la más importante”, indicó Capozzolo.

-Distancia física, que debe ser de 1,5 a 2 metros entre persona y persona.

-Uso de tapabocas y toma de temperatura.

-Limpieza de superficies.