El viernes 17 de mayo la estrella australiana, Israel Folau, fue despedida por su federación tras declaraciones contra los homosexuales

La Federación Neozelandesa de Rugby anunció, este martes 21 de mayo, la apertura de una investigación independiente respecto a las acusaciones por “comportamiento homófobo y agresión a una mujer” que implican a varios All Blacks del equipo Canterbury Crusaders, durante un viaje de la franquicia a Sudáfrica.

Un primer incidente implicó a varios miembros del equipo, al menos a un jugador, por comentarios homófobos y amenazas en un restaurante de Ciudad del Cabo el sábado 18 de mayo tras el partido de los Crusanders contra los Stormers.

El entrenador del equipo neozelandés, Scott Robertson, indicó que el wing George Bridge de 23 años, quien fue selección de Nueva Zelanda, está entre los implicados. 

Robertson indicó que la situación en el restaurante se generó por “un selfie que fue a mal”, mientras que el jugador negó las acusaciones de comportamiento homófobo.

Otro incidente, una semana antes en la misma ciudad, concierne a otro jugador, quien, en un bar, habría escupido cerveza sobre una mujer antes de pellizcarle las nalgas. Según varios medios, se trataría del medio apertura Richie Mo’unga, de 24 años, que podría ser convocado para el Mundial 2019 como suplente de la estrella Beauden Barrett.

Reseña el cable de AFP que los capítulos de homofobia son habituales en el rugby del Pacífico. El viernes 17 de mayo, la estrella australiana Israel Folau fue despedido por su federación tras declaraciones contra los homosexuales.