Para seguir la saga de premiados cuatro cineastas latinoamericanos entraron con sus nuevas películas en la Mostra de septiembre, buscando repetir la hazaña de los mexicanos Guillermo del Toro (2016) y Alfonso Cuarón (2018) y del venezolano Lorenzo Vigas (2015) ganadores del León de Oro

Que la Mostra de Venecia sigue con interés el cine con acento hispano no es un secreto, y este jueves lo demostró al incluir en sus varias secciones las últimas obras del chileno Pablo Larraín, el colombiano Ciro Guerra o los españoles Rodrigo Sorogoyen y Oskar Alegría. 

Se trata de un certamen que tradicionalmente apuesta por el cine latinoamericano y en el que, en concreto, dos mexicanos se han llevado los dos últimos León de Oro: Guillermo del Toro con “The shape of wather” (“La forma del agua”, 2017) y Alfonso Cuarón con “Roma” (2018). Y en 2015 fue para Lorenzo Vigas, por “Desde allá”.

El venezolano Lorenzo Vigas se alzó en 2015 con León de Oro en Venecia con su filme “Desde allá” /Foto: EFE


Una tónica que prosigue en la 76ª Mostra, que tendrá lugar entre el 28 de agosto y el 7 de septiembre y que, además, honrará a Pedro Almodóvar con el León de Oro honorífico.

Este año, en la Selección Oficial, desvelada hoy en Roma, contará con un viejo conocido del certamen, Larraín, que llevará su último trabajo, “Ema”, una historia sobre las adopciones de hijos protagonizada por Gael García Bernal y María di Girolamo. 

Larraín ya compitió en Venecia su tercer filme, “Post Mortem” (2010), y con “Jackie” (2016), la historia sobre Jacqueline Kennedy protagonizada por Natalie Portman que consiguió la Osella de Oro de la Mostra al mejor guion para Noah Oppenheim.

Por su parte Ciro Guerra, autor de “El abrazo de la serpiente” (2015), optará al León de Oro con “Waiting for the barbarians”, basada en la novela homónima de J.M Coetzee sobre el racismo en Sudáfrica y que cuenta en su reparto con Johnny Depp y Robert Pattinson. 

El cineasta colonbiano Ciro Guerra entró en la competencia por el León de Oro 2019 / Foto: MSN.com


En la competición principal también habrá intérpretes españoles, como Antonio Banderas, presente en “The Laundromat”, acerca la trama de los Papeles de Panamá y que cuenta con otras estrellas como Meryl Streep, Gary Oldman, Sharon Stone o Heffrey Wright. 

Y en la película del cineasta francés Olivier Assayas, “Wasp Network”, con Penélope Cruz, Ana de Armas, Edgar Ramírez, Gael García Bernal o Leonardo Sbaragia para ahondar en la historia de los cinco cubanos encarcelados por Estados Unidos desde finales de la década de 1990 por espionaje y asesinato. 

El cine en español también estará presente en la sección Horizontes, dedicada a las nuevas corrientes expresivas, y en la que figuran Rodrigo Sorogoyen, con su largometraje “Madre”, y Óskar Alegría, con “Zumiriki”.

Este última cinta es la “más difícilmente definible” de la sección, en palabras del director Alberto Barbera, pues recoge la historia de un náufrago en un río de los Pirineos que busca su infancia y su relación con la naturaleza en un mundo de monstruos.

Una película que ha sido un “flechazo” para los organizadores, como reconoció Barbera, que señaló que “cada una de sus escenas es una idea soprendente”.

También el chileno Théo Court competirá en la sección Horizontes con “Blanco en blanco”, un filme protagonizado por Alfredo Castro y ambientado en la hostil Tierra del Fuego a principios del siglo XX.

Fuera de concurso, Venecia verá el regreso del mexicano Guillermo Arriaga, que llevará “No one left behind”, tras su último y aclamado trabajo, “The burning plain” (“Lejos de la tierra quemada”, 2008).