Con acciones como esta, Escuelas Nilo aporta su granito de arena no solo a la comunidad Warao del Delta del Orinoco, sino para Venezuela que hoy más que nunca es tierra de oportunidades ilimitadas

A través de una conferencia denominada “Una Travesía con Propósito de Caracas al Delta”, que se realizará el próximo 21 de marzo, a las 10 de la mañana, en el auditorio del Colegio Santa Ana, en El Paraíso, Caracas, se recaudarán fondos para la construcción de la moderna estructura.

Ese día se recibirán donaciones de ropa en buen estado, útiles escolares, alimentos no perecederos, juguetes, tapas plásticas y material de ferretería.

Acciones contundentes en procura de mejorar las condiciones y calidad de vida de seis comunidades indígenas Warao del Delta Amacuro, planificó la organización no gubernamental (ONG) Escuelas con Propósito Nilo (Naciones Indígenas Libres y Organizadas), que programó una conferencia denominada “Una Travesía con Propósito de Caracas al Delta”, a través de la cual se recaudarán fondos para iniciar la construcción de la primera escuela eco-amigable. La cita será el próximo 21 de marzo, a las 10 de la mañana, en el auditorio del Colegio Santa Ana, en El Paraíso, Caracas.

La actividad contará con oradores de reconocida trayectoria como el periodista, conferencista y facilitador internacional, Isnardo Bravo y Nina Hurtado, docente jubilada, investigadora, conferencista, musicóloga, empresaria social y fundadora-presidenta de Asociación Civil NILO.

Durante la conferencia ambos profesionales contarán cómo sus historias con propósito están transformando en positivo a Venezuela. Los asistentes no sólo disfrutarán de las anécdotas desde la infancia hasta la adultez de los oradores sino, que serán inspirados por el movimiento NILO, al conocer cómo fueron sus inicios y su evolución hasta el presente, confirmando cómo la fuerza de un voluntariado de venezolanos está haciendo que tantas familias indígenas que viven en pobreza extrema en el Delta del Orinoco, tengan la posibilidad de alcanzar ingresos económicos, recibir educación para la vida y convertir al Delta en un destino turístico.

El día de la conferencia se recibirán donaciones de alimentos no perecederos, ropa y calzado en buen estado, útiles escolares, juguetes, tapas plásticas y herramientas y/o materiales de ferretería, los cuales serán llevados en el mes de abril a la comunidad indígena sede de @escuelasnilo en el Delta del Orinoco.

Las entradas para la conferencia ya están a la venta a través del número telefónico 04242202571.

Ese sábado, los asistentes podrán desayunar, merendar y disfrutar de la feria artesanal y gastronómica que ofrece un grupo de emprendedores venezolanos, quienes también aportarán con sus ganancias a la construcción de la eco-escuela campamento turístico.

Aportes valiosos

Para las comunidades Warao: Dijarukabanoko, Jokore, Boca de Joanakasi, Atoibo, Ajuanaburu, Bebeina, ubicadas de la Parroquia Manuel Renaud del municipio Antonio Díaz, es importante cualquier aporte a objeto de contribuir en la mejora de sus condiciones de vida.

Las personas e instituciones que deseen apoyar con esta noble causa pueden hacerlo a través de las plataformas; Gofundme, Uriji y Patreon, o a través del Banco de Venezuela Cuenta Corriente Nº 01020134240000049029, a nombre de: Asociación Civil NILO. Rif. J-29592790-8.

Escuelas NILO… Pioneras en Venezuela

La ONG iniciará la construcción de la primera escuela eco-amigable, una estructura que será única en Venezuela y que estará ubicada a 6 horas de recorrido fluvial sobre de uno de los Delta más grandes del mundo como lo es el Orinoco, donde alberga una privilegiada riqueza paisajística, variada flora, fauna y atardeceres sorprendentes, en el que conviven más de 48 mil 700 Warao, segundo pueblo indígena más numeroso del país.

Con fuentes de energía amigable con el medio ambiente, es decir, que no contaminan, la primera construcción, de seis, es una fusión de una eco-escuela-campamento, que funcionará bajo el modelo de turismo sostenible, integrado a espacios productivos, entre ellos, un terreno destinado a la agricultura y otro a la creación artesanal, cuya producción constituirá una de las principales fuente de ingresos de los indígenas, además de las ganancias generadas por los servicios ecoturísticos.

En las ecoescuelas habrá apoyo nutricional y se ofrecerán programas de educación ambiental y empresarial que permitirán cambios de paradigmas, desarrollo de la inteligencia financiera y emocional de las familias indígenas, a fin de que desarrollen estrategias acertadas que les permita mitigar la pobreza e instaurar nuevos modos de producción sostenibles.

Con información de Nota de Prensa