Manifestaron este jueves y condenaron que líderes sindicales de la Federación Socialista suscriban un acta que los compromete a todos

Ni como trabajadora ni como dirigente gremial se enteró Deyanira Romero de que la Federación Universitaria Socialista (Ftuv) había suscrito varias actas con el gobierno de Maduro, recientemente, en las que se acuerda el pago fraccionado del bono vacacional.

“Ve la fecha a la que estamos: 4 de agosto, y nosotros no sabemos de qué forma nos van a pagar el bono vacacional”, señala Romero al calor de la protesta, este jueves, de trabajadores de la salud y la educación.

Romero comentó que, supuestamente hubo acuerdo entre la Ftuv, pero que el Ministerio de Educación Universitaria no ha notificado nada oficialmente. “Estamos en la calle porque el disfrute es el pago completo”, indica la directiva de Sinatra-UCV. “Y sí había un problema, han debido comunicarse con todos los gremios”.

Los trabajadores de la UCV “rechazan la oferta del fraccionamiento”, aclara. “Esperamos una propuesta. Solamente nos pagaron la quincena”.

-¿Qué le han pagado?

-La quincena; ni siquiera los bonos que nos corresponden. Debíamos recibir los bonos, las primas, todo.

El Estado, además, tiene una deuda con las cajas de ahorro, porque “no no entregan los recursos y lo están descontando”.

Según las actas difundidas -aunque sin confirmación oficial- el gobierno cancelaría 10 días del bono en agosto, 10 en septiembre, 20 en octubre y 65 en 2023. Romero rechazó este acuerdo: “No queremos fraccionado. Y lo que paguen será tomado como una deuda. No aceptamos ningún fraccionamiento porque las vacaciones son completas”.

Carlos Suárez, presidente de Sutraucv, puntualizó este jueves que rechazan de manera categórica la firma del acta: “Es más de lo mismo”. Consideró que los trabajadores que suscribieron el acta “ni deberían acercarse a las universidades” porque han traicionado a sus agremiados.