El hecho ocurrió en la frontera entre Bolivia y Chile

El flujo de migrantes venezolanos aumentó en agosto por los pasos clandestinos del altiplano entre Bolivia y Chile, donde este lunes se volcó una camioneta y dejó al menos un herido en la ruta. Mientras, los demás escaparon por las montañas. Así lo informó una alcaldía en la frontera.

El accidente ocurrió la mañana del lunes 30 de agosto, cuando una camioneta recogió en una ruta cercana al poblado fronterizo de Colchane, en la región de Tarapacá, a un grupo de migrantes. Ellos cruzaron de manera irregular desde Bolivia hacia Chile, según comunicado de la Alcaldía de Colchane.

“El vehículo volcó, resultando un ciudadano venezolano herido. Fue trasladado por un automóvil al consultorio médico de Colchane, donde se encuentra en observación”, indicó la alcaldía al difundir videos y fotos de una mañana con alto flujo de migrantes que entran con maletas y en familia al costado del puesto fronterizo.

De acuerdo con el migrante herido, de apellido Pérez, había unas 10 personas en la furgoneta cuando el conductor perdió el control y chocó contra un cerro.

Dijo que hubo otros lesionados y el chofer era quien estaba más grave. Pero escaparon y se desconoce el paradero de todos.

El hecho ocurrió en medio del marcado aumento de migrantes, la mayoría venezolanos, que desde finales del año pasado y con las fronteras aéreas y terrestres cerradas empezaron a llegar a pie.

Caminan por el inhóspito altiplano para cruzar por pasos clandestinos hasta Colchane, un poblado en la frontera con Bolivia a 3.650 metros de altitud.

Los migrantes accidentados intentaban llegar a Iquique, la principal ciudad de la región de Tarapacá, donde en las últimas semanas han copado las residencias preparadas por las autoridades locales para recibirlos, mientras que otros optaron por acampar en playas y parques de Iquique.

En su mayoría, estas personas intentan llegar a Santiago buscando una mejor vida en Chile, que ha capeado la crisis del covid-19 de mejor manera que otros países de la región.

Desde enero de 2021 al menos 11 migrantes han muerto en su intento por cruzar desde Bolivia hacia Chile; la mayoría de las víctimas por hipotermia o fatiga ante un recorrido en condiciones muy difíciles son venezolanos, colectividad que en menos de 7 años se han convertido en la más numerosa de Chile con 455.000 personas registradas.