A todas las personas con síntomas respiratorios sospechosos de la enfermedad se les debería suministrar un antibiótico, un esteroide y aspirina, plantea el médico y diputado José Trujillo

Con varios meses de COVID-19 el mundo trata de entender qué pasa con el virus que la causa y por qué un porcentaje de pacientes empeora y fallece. También los investigadores se enfrentan al dilema de evitar que una persona avance hacia las complicaciones.

“A todo el que tose o estornude” habría que administrarle un conjunto de medicamentos, igual que lo están haciendo las autoridades de El Salvador, propone el médico y diputado José Trujillo.

“80% de los pacientes presenta la enfermedad asintomática”, con un estornudo o un dolor de cabeza, explica Trujillo en entrevista con contrapunto.com.

Su planteamiento es sencillo: todas las personas con síntomas respiratorios deberían recibir cada día, durante siete días: aspirina infantil, prednisona (esteroides) de 5 miligramos y azitromicina.

Trujillo aclara que la terapia con antibióticos no es preventiva, pero subraya que en esta situación de epidemia es preferible usarlos.

En El Salvador, el Ministerio de Salud comenzó la entrega de un kit de tratamiento ambulatorio para COVID-19.