El mandatario señaló que el cumplimiento de tres condiciones necesarias para que su Gobierno se siente en la mesa de negociación

Nicolás Maduro puso como condición para sentarse con la oposición en una mesa de diálogo en México el “levantamiento total” de las sanciones de los Estados Unidos y la Unión Europea, el reconocimiento por parte de los sectores que se sienten en esa mesa a los poderes públicos y “que renuncien a las aventuras conspirativas”.

En la reunión con la Comisión de Diálogo y Reconciliación Nacional señaló que se sienten todos los factores” para lograr soluciones para el país.