El parlamentario presentó la copia de su cédula y el documento con una firma que no corresponde con la de su documento de identidad.

El Diputado por el Estado Zulia, Héctor Vargas, reiteró que su firma fue forjada en el documento enviado a la Fiscalía colombiana para dar fe de la conducta del empresario Carlos Lizcano, quien al parecer es testaferro del empresario Alex Saab, implicado en caso de corrupción a través de los Clap y en legitimación de capitales.

Durante su llegada al Palacio Federal legislativo, el diputado presentó la copia de su cédula y el documento con una firma que no corresponde con la de su documento de identidad, por lo que aseguró que su firma fue forjada.

“Mi firma fue forjada. Manifiesto públicamente que esta no es mi firma. Acudiré a los mecanismos judiciales para que verifiquen esta situación, por lo que es necesario que se hagan todas las investigaciones que deban hacerse para aclarara esta situación”, indicó Vargas.

Dijo asimismo que apoya la petición del Presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, de llevar a cabo una investigación profunda y exhaustiva sobre este caso.

De igual manera aclaró que tiene más de 20 años que no visita Colombia, Roma ni París. “A mí nadie me pidió que firmara nada, no conozco a Carlos Lizcano, ni a nadie de esa naturaleza”, subrayó.

“Yo no he viajado a Roma, ni a Paris, ni nadie me pidió, ni he firmado documentos de la Comisión de Contraloría en defensa de personas corruptas”, resaltó.