El caso será llevado a Naciones Unidas, la Organización de Estados Americanos (OEA), Unión Europea, Internacional Socialista, Grupo de Lima, Parlatino y Parlamento Amazónico

La toma de las sedes de Acción Democrática (AD) por parte de los grupos que apoyan a la directiva designada por el TSJ será denunciada ante instancias internacionales por la Asamblea Nacional (AN) mayoritaria, que dirige Juan Guaidó.

El caso será llevado a Naciones Unidas, la Organización de Estados Americanos (OEA), Unión Europea, Internacional Socialista, Grupo de Lima, Parlatino, Parlamento Amazónico y otras instancias, tal como lo acordaron los parlamentarios en la sesión virtual celebrada este martes 11 de agosto.

En el debate, el diputado Simón Calzadilla aseveró que el régimen de Nicolás Maduro ejecuta otra de sus “jugadas autoritarias”, violatorias de la Constitución y de los más elementales derechos políticos de los ciudadanos cuando confisca las siglas y sedes de partidos políticos opositores a su legítima militancia y dirigencia; así, ha emulado lo que el propio Chávez, en el año 2011 hizo con las organizaciones políticas Bandera Roja, Copei, PPT y Podemos