El mandatario Nicolás Maduro considera que su diplomático Alex Saab fue “secuestrado” por el gobierno estadounidense e incluso calificó su detención como “una puñalada trapera por la espalda a los diálogos de México”

“Aspiro a que se den acciones positivas rectificadoras, y que más temprano que tarde, estemos restableciendo el diálogo en México”, dijo el mandatario Nicolás Maduro durante la presentación de su memoria y cuenta del 2021 ante la Asamblea Nacional.

El pronunciamiento de Maduro surge sólo a días que Juan González, director del Consejo de Seguridad Nacional para el Hemisferio Occidental, reafirmara nuevamente que Estados Unidos está dispuesto a revisar su política de sanciones contra Venezuela si se avanza en las negociaciones con la Plataforma Unitaria.

“Había acuerdos, nosotros éramos muy optimistas que en esa ronda de conversaciones íbamos a aterrizar en acuerdos importantes para el país. EEUU sabe que llevarse secuestrado al diplomático iba a provocar la ruptura de diálogo”, añadió Maduro.

La delegación que representaba al chavismo se levantó de la mesa de negociaciones cuando el gobierno estadounidense extraditó al empresario colombiano, Alex Saab, quien presuntamente sería el testaferro de Maduro. 

El proceso judicial por lavado de dinero que se lleva en contra del diplomático en EEUU es rechazado por las autoridades del gobierno chavista.