El mandatario quiere retener el voto de los estadounidenses de origen cubano y venezolano, por lo que es posible que aproveche su visita para reiterar su oposición al gobierno de Nicolás Maduro

El presidente de EEUU, Donald Trump, visitará este viernes la sede del Comando Sur en Florida, para revisar la operación militar estadounidense contra el narcotráfico en el Caribe, un viaje con el que espera, además, reforzar su apoyo entre los votantes venezolanos en las elecciones de noviembre.

Un funcionario de la Casa Blanca, que pidió el anonimato, adelantó este martes que Trump se desplazará a la sede de ese comando estadounidense, ubicada en Doral, una ciudad aledaña a Miami, donde reside la mayor población de origen venezolano de todo EEUU.

Florida es un estado clave en las elecciones de noviembre, y Trump quiere retener el voto de los estadounidenses de origen cubano y venezolano, por lo que es posible que aproveche su visita para reiterar su oposición al gobierno de Nicolás Maduro.

El objetivo oficial del viaje de Trump, a la sede del Comando Sur es “recibir información sobre los esfuerzos para detener el flujo de drogas letales que entran al país”, explicó la fuente de la Casa Blanca.

El pasado 1 de abril, Trump ordenó “duplicar” el número de barcos militares y soldados en las costas de Latinoamérica, para combatir el tráfico de drogas en el este del océano Pacífico y el mar del Caribe, lo que incluye a Venezuela y México.

En las 13 semanas, desde que se anunció esa operación, se han producido “capturas significativas de narcóticos por valor” aproximado de unos 1.770 millones de dólares, incluidos 70.274 kilos de cocaína y 6.128 kilos de marihuana, según la Casa Blanca, que calcula que eso ha permitido “salvar 702 vidas” en EEUU.