El mandatario chavista aseguró que su Gobierno también tomará acciones diplomáticas contra el embajador de España por su complicidad con los actos de Macuto

El presidente Nicolás Maduro dio un plazo de 72 horas a la embajadora de la Unión Europea en Caracas, Isabel Brilhante Pedrosa, para que abandone el país como respuesta a las sanciones anunciadas este lunes contra funcionarios de su Gobierno.

“¿Quiénes son para tratar de imponerse con la amenaza? ¡Ya basta! Por eso he decidido darle 72 horas a la embajadora para que abandone nuestro país y exigirle respeto a la UE. Ya basta del colonialismo, del intervencionismo. Se le prestará un avión para que se vaya. ¡Si no respetan, que se vayan!”, dijo durante el acto de entrega del Premio Nacional de Periodismo de este año, realizado en el Palacio de Miraflores.

El mandatario chavista denunció que la Unión Europea aprobó sanciones contra funcionarios venezolanos que forman parte de instituciones de su Gobierno, entre ellos, la directiva del CNE y un grupo de generales y constituyentes.

“Quiénes son ellos para sancionar, para tratar de imponer amenazas”, dijo.

Asimismo, pidió respeto para el país “en su integridad”, por su institución, y aseguró que la Unión Europea se supedita a los designios de la administración de Donald Trump.

Por otra parte, indicó que su Gobierno se reserva las acciones diplomáticas contra el embajador de España por su complicidad con los actos de Macuto y los actos denunciados por el Wall Street Journal.