El caso se relaciona con las muertes de Orlando Olivares, Joel Reyes, Orangel Figueroa, Héctor Muñoz, Pedro López, José Bolívar y Richard Núñez., quienes se presume fueron víctimas de ejecuciones extrajudiciales

La Oficina del Comisionado para los Derechos Humanos y Atención a las Víctimas de la Asamblea Nacional (AN), a cargo de Juan Guaidó, anunció este sábado 7 de marzo que elevaron ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Cidh), el caso de la Masacre de la Cárcel de Vista Hermosa, luego de 17 años.

“El caso se relaciona con la presunta violación al derecho a la vida y a la integridad personal de los señores Orlando Olivares, Joel Reyes, Orangel Figueroa, Héctor Muñoz, Pedro López, José Bolívar y Richard Núñez. Personas privadas de libertad en la Cárcel de Vista Hermosa en Ciudad Bolívar, Venezuela, quienes habrían sido ejecutados extrajudicialmente”, se explicó al ente de DDHH.

Durante esos hechos, siete privados de libertad perdieron la vida y otros siete resultaron heridos por presuntos funcionarios de la Guardia Nacional en el año 2003, pues, el “uso de fuerza habría sido ilegítimo y que el Estado no habría brindado una explicación satisfactoria sobre las muertes y lesiones ocurridas”.

“Además, se alegó la violación del derecho a las garantías judiciales y a la protección judicial, pues la investigación no habría sido exhaustiva. Las autopsias llevadas a cabo no serían compatibles con los estándares internacionales aplicables; que no se habría analizado el contexto de las muertes; y que la investigación de los hechos, la cual continúa pendiente, no se habría llevado a cabo en un plazo razonable”, agregó.

Además, le fue violado el derecho a la integridad psíquica y moral de los familiares de las presuntas víctimas. “Este caso es investigado y documentado por el Observatorio Venezolano de Prisiones (OVP) junto a las Víctimas”, informó la Oficina del Comisionado Presidencial para los Derechos Humanos y Atención a las Víctimas.