Corresponde al presidente del Consejo de Derechos Humanos iniciar el proceso de conformación de la comisión, que incluirá la designación de sus miembros

María Alejandra Aristeguieta, representante la delegación de Juan Guaidó en Ginebra, dijo a la agencia EFE que el texto aprobado por la Organización de Naciones Unidas (ONU) para investigar violaciones de derechos humanos en Venezuela “es un gran paso para continuar aumentando la presión internacional y evidenciar lo que está sucediendo en el país”.

Expresó su confianza en que la comisión esté formada por “expertos independientes con una larga trayectoria en el área de derechos humanos y de posibles crímenes de lesa humanidad”, con el objetivo de “tratar de establecer si hay motivos para ir a la Corte Penal Internacional”.

Por otra parte, el embajador del Gobierno venezolano de Nicolás Maduro, Jorge Valero, aseguró en el debate previo a la votación que la resolución era “una hostil iniciativa, que vulnera los principios de respeto a la soberanía y la no injerencia en los asuntos internos de los Estado“.

“Es una muestra palpable de lo que significan la manipulación y el uso politizado de este consejo y sus mecanismos”, dijo.

Uno de los argumentos presentados por el Grupo de Lima para defender la creación de esta comisión, es el éxodo de más de cuatro millones de venezolanos a países vecinos.