En medio de una aguda escasez de alimentos y medicinas, el ingreso de ayuda humanitaria se ha convertido en uno de los elementos centrales del debate político interno

La Cruz Roja comenzará en 15 días a distribuir ayuda humanitaria en Venezuela para 650.000 personas, informó la institución al advertir que no aceptará “injerencias” políticas en medio de la pugna entre el gobierno de Nicolás Maduro y el jefe parlamentario opositor Juan Guaidó.

“En un plazo de aproximadamente 15 días estaremos preparados para brindar la ayuda (…) Esperamos ayudar a 650.000 personas en un primer momento”, declaró en rueda de prensa Francesco Rocca, presidente de la Federación Internacional de la Cruz Roja, en Caracas.

Rocca subrayó que la organización actuará de acuerdo a sus principios de “imparcialidad, neutralidad e independencia, sin aceptar interferencias de nadie”.

En medio de una aguda escasez de alimentos básicos y medicinas, el ingreso de ayuda humanitaria se ha convertido en uno de los elementos centrales del debate entre Nicolás Maduro y Juan Guaidó, quien fue reconocido como presidente encargado de Venezuela por más de 50 países, encabezados por Estados Unidos.

El pasado 23 de febrero, cargamentos de comida e insumos médicos gestionados por Guaidó y enviados por Washington a Colombia y Brasil fueron bloqueados por el gobierno socialista en medio de disturbios que dejaron unos siete muertos y decenas de heridos.

Maduro alegó que esas cargas eran una “excusa” para una intervención militar con el objetivo de deponerlo.

Rocca expresó la disposición de la Cruz Roja a trabajar con esa ayuda acumulada en las fronteras de Colombia y Brasil con Venezuela, pero bajo las reglas de la institución.

“Ese fue un tema que fue muy politizado (…) Si esa ayuda cumple con nuestras reglas y nuestros protocolos, claro que estamos dispuestos a distribuirla”, dijo.