La falla se produjo este pasado viernes en la planta de Fraccionamiento de Craqueo Catalítica (FCC), conocida como “reflujo operacional” y fue producto del daño en una turbina, situación que “es muy peligrosa” ya que “podría generar una catástrofe y daños muy severos a los equipos de producción”, explicó el director ejecutivo de la Futpv, Eudis Girot

La refinería venezolana de El Palito, una de las mayores del país, tuvo que parar su producción de gas doméstico y combustible por una nueva falla operacional, denunció este sábado 10 de octubre el director ejecutivo de la Federación Unitaria de Trabajadores Petroleros de Venezuela (Futpv), Eudis Girot.

La falla se produjo este pasado viernes en la planta de Fraccionamiento de Craqueo Catalítica (FCC), conocida como “reflujo operacional” y fue producto del daño en una turbina, añadió Girot en sus redes sociales.

Este reflujo, según explicó, “es muy peligroso” ya que “podría generar una catástrofe y daños muy severos a los equipos de producción”, razón por la que considera que la refinería está “en peligro de extinción”.

“Ahora, con este nuevo acontecimiento, se paraliza la producción de gas doméstico y el combustible. Se tendrá que actuar para normalizar la producción, interviniendo la planta por un aproximado de 20 días de mantenimiento, para corregir la falla y comenzar nuevamente de cero”, subrayó el sindicalista.

Eso supone, a su juicio, un problema para la nueva gerencia de la planta, pues debe reconstruir “la confiabilidad operacional” y eso solo es posible con “un equipo técnico, capaz, eficiente, conocedor del negocio y de las finanzas y una buena planificación estratégica, generada desde un puesto disciplinado de comando conocedor del negocio”.

“La confiabilidad operacional no puede ser traer un container de amigos, que nunca fueron formados para eso, solo con la intención de ayudarlos, con síndrome de resentimiento, persiguiendo y viendo fantasmas por doquier”, concluyó.