El Ejecutivo señala que terceros países “pretenden regular la posibilidad de alteración de documentos legales venezolanos para falsamente hacerlos parecer válidos y eficaces”

El Gobierno venezolano alertó este jueves sobre los riesgos de otorgar credibilidad y validez a alteraciones en documentos legales venezolanos.

A través de un comunicado difundido por la Cancillería, el Gobierno señala que terceros países “pretenden regular la posibilidad de alteración de documentos legales venezolanos para falsamente hacerlos parecer válidos y eficaces”.

El texto recuerda que la alteración de documentos y la falsificación de sellos oficiales son delitos tipificados en el ordenamiento jurídico mundial y acarrea penalizaciones tanto para los falsificadores del documento como para las autoridades que quienes lo usen.

El comunicado advierte de manera especial a los venezolanos en el exterior y reitera que, de acuerdo con lo establecido en el artículo 38 del reglamento de pasaportes vigente, “cualquier alteración o enmendadura que se realice sobre los datos estampados en el pasaporte determinará su invalidación”.

En ese sentido, llama a no presentar este u otros documentos ante personas que se hacen pasar por funcionarios del Estado sin contar con la capacidad legal para tal acto.

Asimismo, recuerda que los trámites relacionados con el pasaporte venezolano se realiza por el Saime con el apoyo de las representaciones diplomáticas y consulares del país.

Finalmente, explica que el procedimiento válido para prorrogar el pasaporte es el estampado de una etiqueta autoadhesiva que otorga garantías de seguridad y le otorga al documento venezolano “un razonable prestigio en el mundo”.