El Parque Nacional Morrocoy, ubicado en el noroccidental estado de Falcón y célebre por sus cayos y aguas cristalinas, tiene más de 32.000 hectómetros cuadrados y es hábitat para al menos 266 especies de avifauna, así como una variada flora

La Sociedad Venezolana de Ecología (SVE) denunció un nuevo derrame de crudo que afecta al Parque Nacional Morrocoy, zona que en julio pasado sufrió una emergencia ambiental por otro derrame de petróleo.

“Desde los días 21 y 22 sale la mancha de hidrocarburos, que se divide en tres partes, y una de las manchas es la que está entrando al Parque Nacional Morrocoy”, dijo en una conversación telefónica con Efe la presidenta de la SVE, Vilisa Morón.

A finales de julio pasado, un derrame de al menos 10.000 barriles de crudo afectó a buena parte del parque, y no hubo una explicación oficial por parte de la estatal Petróleos de Venezuela (Pdvsa) o del Ministerio de Ambiente.

Morón explicó que el nuevo derrame afecta a “algunos cayos”, una realidad que fue evidenciada por pescadores y pobladores de la zona.

“No es como el de julio (pasado), que fue enorme, de más de 10.000 barriles. Esta (mancha) es más pequeña, pero se sabe que parte de las manchas entraron a (un balneario conocido como) Playa Norte, que ya llegó a algunos cayos”, precisó.

En Twitter, la ONG difundió imágenes de la mancha de crudo y señaló como “posible origen” a la refinería El Palito, ubicado en las costas del estado de Carabobo, cercano a Falcón, y que tiene capacidad de procesamiento diario de 140.000 barriles de petróleo.