El mayor riesgo lo enfrentaron 20 menores de edad que estaban en el patio en clase de educación física

Al menos tres menores de edad y una mujer resultaron heridos en un ataque explosivo contra la Policía en el departamento colombiano de Arauca, fronterizo con Venezuela.

Los “actores armados” pusieron en riesgo a 80 niños de una escuela pública; denunció este martes la Defensoría del Pueblo, reseñan medios colombianos. 

El organismo explicó en un comunicado que cuando los alumnos de la escuela Semilleros de Paz, del municipio de Saravena; recibían clases, hombres armados instalaron a dos metros de la sede educativa rampas con cilindros cargados de explosivos y los activaron, supuestamente, contra una patrulla policial.

“El mayor riesgo lo enfrentaron 20 menores de edad que estaban en el patio en clase de educación física”; puntualiza la información.

Detalla que los artefactos lanzados afectaron a un barrio en donde tres menores de edad y una mujer resultaron heridos; según verificó una comisión humanitaria de la Defensoría.

“Esta cobarde acción contraviene abiertamente los postulados más básicos del Derecho Internacional Humanitario (DIH) y pone en riesgo los derechos humanos de niños; niñas y adolescentes y de todos los habitantes del sector”, dijo el Defensor del Pueblo, Carlos Camargo, citado en un comunicado.

Añadió: “Los colegios no son centro de operaciones para la guerra”.

El funcionario aseguró que los centros de educación son el epicentro de la protección de los niños y que cualquier acto que ponga en riesgo la integridad de las instituciones educativas y de sus miembros; debe ser fuertemente reprochado por todos los estamentos de la sociedad.

“Lo más importante es la vida de nuestros niños, niñas y adolescentes a quien debemos proteger bajo cualquier circunstancia y no inmiscuirlos en el conflicto”; dijo Camargo.

Por su lado, la Misión de Apoyo al Proceso de Paz en Colombia de la Organización de Estados Americanos (MAPP/OEA); condenó el ataque y aseguró en redes sociales que “este grave hecho incrementa el riesgo de niños y niñas, y es flagrante violación al DIH”.

En el departamento de Arauca hay presencia de disidencias de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y de la guerrilla Ejército de Liberación Nacional (ELN), a través del frente Domingo Laín; uno de los más beligerantes.