Dijo que la medida “no puede dejar ser repudiada”. Señaló que la suspensión de las actividades de TAP resulta inaceptable.

El presidente de Portugal, Marcelo Rebelo de Sousa, lanzó hoy duras críticas a la decisión de Venezuela de suspender los vuelos de la aerolínea lusa TAP en el país, que consideró «injusta», «inaceptable» e «incomprensible».

«Es injusto, es inaceptable y es una postura que en la óptica del Gobierno (luso), del presidente y de Portugal es totalmente incomprensible», dijo en declaraciones a periodistas en Lisboa, donde habló de «ataques» a TAP y a Portugal «sin mínimo fundamento».

El jefe del Estado portugués defendió que la suspensión «no puede dejar de ser repudiada» y que tiene impactos en la reputación de TAP y de Portugal.

Rebelo de Sousa mostró su apoyo a la postura defendida previamente por el Ministro de Exteriores luso, Augusto Santos Silva, que dijo en declaraciones a EFE que la medida es «injustificada» y «muy perjudicial para las personas».

Con respecto a la «acusación grave» de fallas de seguridad por parte de TAP, Santos Silva recordó que en Portugal se ha abierto una investigación al respecto, que aún está en curso y lamentó que la suspensión se haya decidido sin tener los resultados de esta pesquisa.

EFE