La tragedia ambiental no tiene fronteras, enfatizó

El presidente colombiano, Iván Duque, ofreció este jueves ayuda a los gobiernos vecinos para combatir “la tragedia ambiental” causada por los incendios que han consumido vastas zonas de selva de la Amazonía, región considerada fábrica de agua dulce y de oxígeno para el mundo.

Los incendios que consumen extensas regiones de estados amazónicos de Brasil han causado alarma mundial esta semana y se convirtieron en tendencia en las redes sociales con llamados a las autoridades para que traten de extinguirlos.

Como parte de esa movilización, en las redes circula la convocatoria a un plantón este viernes frente a la embajada de Brasil en Bogotá, con el fin de llamar la atención del Gobierno de ese país sobre la gravedad de la situación.

Según el Instituto Nacional de Pesquisas Espaciales (INPE), que contabiliza los incendios en Brasil mediante imágenes de satélite, los focos de fuego en todo el país en lo que va de este año superan en 83 % a los del mismo período de 2018.

En un informe difundido este martes 20 de agosto, el INPE precisó que entre el 1 de enero y el 18 de agosto se registraron 71.497 focos de incendio en el país, 52,5 % de ellos en la región amazónica.

Colombia tampoco es ajena a los incendios forestales y en los últimos días los bomberos y el Ejército han combatido varios de ellos, el de mayor gravedad en departamento del Huila, en el sur del país.

Allí el Ejército, la Defensa Civil y los bomberos controlaron un incendio que ayer miércoles consumió 100 hectáreas. “En total se logró salvaguardar 700 hectáreas que se veían amenazadas por el fuego, evitando un daño mayor”, explicó el Ejército en un comunicado.