“Hoy es un día muy malo. Hoy estamos más pobres que antes de las primarias”, sostuvo el mandatario argentino, Mauricio Macri, que aspira a la reelección

El presidente de Argentina, Mauricio Macri, dijo este lunes 12 de agosto que piensa revertir en los comicios de octubre la derrota sufrida por el oficialismo en las primarias de este domingo y prometió tomar medidas ante la fuerte depreciación del peso registrada hoy.

En una rueda de prensa tras reunirse con su Gabinete de ministros, culpó además al kirchnerismo, que venció en estas primarias, por la reacción adversa en los mercados al sostener que “no tienen credibilidad en el mundo”.

“Hoy es un día muy malo. Hoy estamos más pobres que antes de las primarias”, sostuvo el mandatario, que aspira a la reelección, en una jornada en que la Bolsa de Buenos Aires caía cerca de un 36 %, uno de los mayores desplomes de su historia.

En las primarias de este domingo Macri quedó segundo, con el 32,08 % de los votos, detrás del peronista Alberto Fernández, que obtuvo el 47,65 % y lleva como compañera de fórmula a la expresidenta argentina Cristina Fernández (2007-2015).

Macri admitió que los votos que no le “acompañaron” representan una “bronca acumulada” por el “duro proceso” económico recorrido a partir de la “difícil herencia” recibida de los doce años de kirchnerismo en el poder previos a su llegada a la Casa Rosada, a finales de 2015.