El pasado 26 de agosto se realizó una consulta anticorrupción en la que participaron casi 12 millones de ciudadanos colombianos. A pesar de ello, la iniciativa no logró el umbral necesario para que los siete puntos que la conformaban fueran vinculantes

Este jueves 20 de junio, en Colombia, a pocas horas de que culminara la legislatura, se desató una polémica luego de que un proyecto de ley que buscaba eliminar beneficios penales no fue aprobado.

La propuesta pretendía que quienes sean condenados por corrupción paguen sus penas en recinto carcelario y no en detención domiciliaria o reclusiones especiales. La iniciativa que había sido aprobada el lunes en el Senado no pudo ser conciliada con la Cámara de Representantes.

El hundimiento de la ley se ratificó luego de que el presidente de la cámara baja, Alejandro Carlos Chacón, no anunciara la conciliación para que fuera discutida en la sesión de este jueves, la última de la legislatura, porque, indicó, la conciliación no se pudo concretar.

Al respecto, la senadora Angélica Lozano, quien promovió la consulta anticorrupción el pasado 26 de agosto; en la que participaron casi 12 millones de ciudadanos colombianos, aseguró que cuatro de los siete proyectos para combatir ese delito “fueron hundidos, negados de frente por el actual congreso.

“Trabajamos un año y medio con los asesores de la Fiscalía. Ante un proyecto drástico les quedó la combinación de formas de dilación y mañas. Rechazaron los proyectos presentados en forma ordinaria y luego con la extraordinaria petición de 11,7 millones de votos” agregó Lozano.