La misión de Uruguay intentó sin éxito introducir cambios en la resolución para que incluyera un acuerdo de la ONU en el que se establece que la ayuda debe ser imparcial y contar siempre con la aprobación del país receptor

La Organización de Estados Americanos (OEA) aprobó una resolución que pide el ingreso de ayuda humanitaria a Venezuela y urge a permitir su entrada a las fuerzas militares y policiales leales al presidente Nicolás Maduro.

La resolución, impulsada por Colombia, recibió el voto a favor de 19 de los 35 miembros de la OEA (Cuba pertenece al organismo pero no participa en él desde 1962); mientras que 5 países votaron en contra, hubo 8 abstenciones y dos delegaciones no participaron por no encontrarse en la sala.

Antes de la votación, el embajador de Colombia ante la OEA, Alejandro Ordóñez, pidió la aprobación “inmediata” de la resolución ante el “colapso” del sistema de salud en Venezuela, los flujos migratorios “sin precedentes” y la incapacidad de los venezolanos para acceder a medicamentos y alimentos.

La resolución vuelve a pedir a Maduro que permita el ingreso de ayuda humanitaria para hacer frente a las necesidades de la población, e insta a “las instituciones públicas de Venezuela, en especial las fuerzas militares y de policía, a que se abstengan de bloquear el ingreso de ayuda humanitaria a Venezuela”.

El sábado 23 de febrero, la oposición, encabezada por el líder opositor Juan Guaidó y apoyada por centenares de voluntarios civiles, intentó introducir en Venezuela ayuda humanitaria donada por Estados Unidos, la cual había sido almacenada en Brasil y Colombia.

La misión de Uruguay, que junto a México aboga por una salida dialogada a la crisis, intentó sin éxito introducir unos cambios en la resolución para que incluyera un acuerdo de la ONU en el que se establece que la ayuda humanitaria debe ser imparcial y contar siempre con la aprobación del país receptor.