Argentina celebrará elecciones generales hundida en una recesión económica con 9,1% de desocupación, 32% de pobreza y una inflación interanual del 57%, que se disparó por un plan de ajuste comprometido con el Fondo Monetario Internacional a cambio de un auxilio financiero por 57.000 millones de dólares

El partido del presidente Mauricio Macri sumó cuatro nuevas derrotas electorales en los comicios provinciales del domingo, entre ellas la victoria del peronismo en Santa Fe, el tercer distrito más poblado del país.

Los comicios se celebraron en medio de un inédito apagón que dejó a oscuras a Argentina y Uruguay durante varias horas, y cuyas causas aún están bajo investigación.

El senador Omar Perotti, del frente peronista Juntos se impuso por 18 puntos de ventaja al candidato de Macri y logró derrotar al socialismo que gobernó Santa Fe los últimos 12 años.

También en San Luis y en Formosa ganó el peronismo y en Tierra del Fuego un candidato kirchnerista obtuvo la victoria.

Macri busca renovar su mandato por otros cuatro años en las elecciones generales del próximo 27 de octubre.

Su fórmula, que integra junto al peronista de derecha Miguel Ángel Pichetto, competirá, entre otros, con la que componen Alberto Fernández y la expresidenta Cristina Kirchner (2007-2015) como candidata a vicepresidenta.

El oficialismo lleva 17 derrotas en las elecciones regionales desde que el calendario electoral comenzó en marzo pasado.

La única victoria la obtuvo hace una semana en la pequeña provincia de Jujuy (norte).