Ha recibido varias distinciones por sus actividades sociales y ambientales, entre ellas, los premios Goldman de medio ambiente y Joan Alsina de derechos humanos. Fue presidenta del Consejo Nacional de Paz y Convivencia en el año 2020 donde se ocupó del seguimiento al cumplimiento de los acuerdos de paz

Francia Elena Márquez nació el 1 de diciembre. Es una líder social, activista medioambiental, defensora de derechos humanos,  feminista,  abogada y política colombiana, actual vicepresidenta electa de la República de Colombia, cargo que asumirá este domingo.

Es la segunda mujer en ser vicepresidenta de la nación, siendo además, la primera de origen afrocolombiano.

A los 16 años fue madre soltera y se vio obligada a dejar la escuela y trabajar en la minería de oro artesanal a pequeña escala para criar a su hijo, sin dejar de lado la defensa de su tierra.

Fue representante legal del Consejo Comunitario del corregimiento de La Toma de Suárez, al norte del departamento del Cauca donde se opuso a la explotación minera indiscriminada y a la entrega indiscriminada de títulos mineros debido al impacto negativo de estas actividades, como el deterioro del medio ambiente y el desplazamiento forzado de comunidades. Estas acciones le valieron amenazas y atentados contra su vida, pero también el reconocimiento internacional como defensora de derechos humanos y del medio ambiente.

Ha recibido varias distinciones por sus actividades sociales y ambientales, entre ellas los premios Goldman de medio ambiente y Joan Alsina de derechos humanos. Fue presidenta del Consejo Nacional de Paz y Convivencia en el año 2020 donde se ocupó del seguimiento al cumplimiento de los acuerdos de paz.

Compañera de fórmula del senador y exalcalde de Bogotá Gustavo Petro, juntos se impusieron en un país históricamente dominado por el conservadurismo y los liberales y durante los próximos cuatro años encabezarán el primer gobierno de izquierda de Colombia.

“Dimos un paso muy importante, después de 214 años logramos un gobierno del pueblo (…) de la gente de las manos callosas, de la gente de a pie, de los nadies y las nadies de Colombia”, dijo la lideresa social la noche de su victoria, punto culminante de una vida marcada por la lucha.