El ministro de Defensa, Diego Molano, calificó como “un hecho demencial” el “atentado terrorista indiscriminado contra la población civil y en este caso contra una institución pública” y dijo que los responsables son dos disidentes conocidos con los alias de “Cejas” y “David”

La explosión de un coche bomba frente a la Alcaldía del municipio colombiano de Corinto, en el convulso departamento del Cauca (suroeste), dejó unas 43 personas heridas y las autoridades acusan del ataque a una disidencia de las FARC,denominada Columna Móvil Dagoberto Ramos.

“Hay 43 personas afectadas que están siendo atendidas en centros hospitalarios: 17 por aturdimiento, 20 con lesiones leves y hay seis heridos de consideración, dos de ellos atendidos de Cali y los otros cuatro en Santander de Quilichao”, afirmó el ministro de Defensa, Diego Molano, en la madrugada de este sábado.

Según el Gobierno de Corinto, el ataque dejó destruido el edificio de la Alcaldía, causó daños en cinco locales comerciales y las autoridades informaron que se encuentran investigando los hechos ocurridos.

Tras un consejo de seguridad, el ministro de Defensa calificó como “un hecho demencial” el “atentado terrorista indiscriminado contra la población civil y en este caso contra una institución pública”, y dijo que los responsables son dos disidentes conocidos con los alias de “Cejas” y “David”.

“Estas disputas por rentas criminales y narcotráfico que tiene la Dagoberto Ramos (…) con el Ejército de Liberación Nacional (ELN), generan violencia en esta región de Colombia”, precisó Molano.

El Gobierno colombiano ofrece una recompensa de 200 millones de pesos (unos 54.000 dólares) por información que permita detener a “Cejas” y “David”.