Los autores podrían enfrentar cargos de crueldad hacia los animales que se traducirían en multas o penas de prisión

Una elefanta preñada murió en medio de un riachuelo en India, tras comer una piña con explosivos que se encontraba en un sembradío agrícola, como una trampa para la vida silvestre.

Funcionarios forestales aseguraron que el incidente ocurrió el pasado 23 de mayo en el distrito de Palakkad del estado de Kerala, en el sur de la India, cerca de las tierras agrícolas, donde los lugareños suelen esparcir fruta que contienen explosivos para disuadir a los animales de dañar los cultivos.

Por su parte, la Organización de Naciones Unidas (ONU) creó la campaña Únete al llamado #PorLaNaturaleza en el marco del Día Internacional del Medio Ambiente que se conmemora este viernes 5 de junio.