El canciller ruso afirmó que no pueden permitir “que en Ucrania exista una infraestructura que amenaza a la seguridad de Rusia”

Rusia seguirá negociando con Ucrania mientras prosigue su ofensiva militar y la mantendrá hasta que considere que ha culminado los objetivos con los que inició la invasión el pasado 24 de febrero.

Esa fue la posición expresada por el ministro de Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, en una jornada en la que una delegación de su país se reunirá con una ucraniana, pero en la que también mantiene sus ataques en varios puntos de ese país, con especial foco en la ciudad de Mariúpol.

Lavrov aprovechó una rueda de prensa con medios internacionales para mostrar las dos caras de su país en este conflicto: guerra y conversaciones.

“Estamos dispuestos a negociar, pero continuaremos nuestra operación, porque no podemos permitir que en Ucrania exista una infraestructura que amenaza a la seguridad de Rusia. La desmilitarización será llevada a término con la eliminación de esta infraestructura y armamentos”, dijo.

El jefe de la diplomacia rusa afirmó que “incluso si firmamos un acuerdo de paz, este deberá incluir obligatoriamente” el punto de la desmilitarización.

Las nuevas negociaciones entre Rusia y Ucrania en la región bielorrusa de Brest, comenzarán en torno a las 12.00 GMT de hoy, señaló el jefe de la delegación rusa, Vladímir Medinski.

OBJETIVO: MARIÚPOL

El mando militar ucraniano informó este jueves de que las tropas rusas continúan su ofensiva en el sudeste de Ucrania, pero no han conseguido su principal objetivo en esa región: la captura de Mariúpol, ciudad de casi medio millón de habitantes a orillas del mar de Azov.

Por su parte, el Ministerio de Defensa de Rusia aseguró que las milicias prorrusas del Donbás estrechan el cerco alrededor de la ciudad.

“Las unidades de las Fuerzas Armadas de la república popular de Donetsk estrecharon el cerco alrededor de la ciudad de Mariúpol y tomaron los pueblos Vinográdnoye, Sartana y Vodianóye”, afirmó el portavoz de la entidad castrense, Igor Konashénkov.

Según el parte militar ucraniano, las tropas rusas llevan a cabo ofensivas junto a las localidades de Novye Aidar (región de Lugansk), Volnovaja y Mariúpol (región de Donetsk).

En cuanto a la situación en torno a Kiev, la fuente agregó que fuerzas ucranianas han contenido el avance de las tropas rusas desde el noreste y el este, junto a las ciudades de Chernígov, Sumy y Nezhina, entre otras.

Los militares ucranianos indicaron que las fuerzas rusas intentan acceder a la capital ucraniana desde el norte con ataques junto Vyshgorod, ciudad satélite de Kiev, y otras localidades. Al día de hoy se cumplen ocho días de la invasión rusa, custionada por una gran mayoría de las naciones del mundo.