Refirió la “urgente necesidad de una administración fiel y honesta”

El Papa Francisco indicó, en la Carta Apostólica en forma de Motu proprio, que “para permitir una gestión más eficaz de los recursos, he decidido aprobar un conjunto de normas destinadas a favorecer la transparencia, el control y la concurrencia en los procedimientos de adjudicación de los contratos públicos estipulados por cuenta de la Santa Sede y del Estado de la Ciudad del Vaticano”.

Con el presente Motu proprio, firmado el 19 de mayo de 2020, el Santo Padre pretende “establecer los principios generales y delinear un procedimiento único en la materia, mediante un corpus normativo válido para los diversos Entes de la Curia Romana, para las Instituciones vinculadas administrativamente a la Santa Sede, para la Gobernación del Estado, así como para las demás personas jurídicas públicas canónicas específicamente individuadas”.

Señaló el Máximo Pontífice que “la promoción de una aportación concurrente y leal de los operadores económicos, junto con la transparencia y el control de los procedimientos de adjudicación de contratos, permitirá una mejor gestión de los recursos que la Santa Sede administra para alcanzar los fines propios de la Iglesia (cf. c. 1254 CIC), garantizando a los mismos operadores la paridad de tratamiento y la posibilidad de participar a través de un registro especial de operadores económicos y de los procedimientos específicos”.

Asimismo, el Pontífice señala que, estas normativas permitirán superar el obstáculo de acuerdos restrictivos y permitirá reducir considerablemente el peligro de corrupción de quienes son llamados a la responsabilidad del gobierno y de la gestión de los Órganos de la Santa Sede y del Estado de la Ciudad del Vaticano.