Zelenski obtuvo 73,09% de los sufragios, mientras que Poroshenko consiguió el 24,57%

El actor ucraniano Vladímir Zelenski derrotó este domingo con más de dos tercios de los votos al actual líder del país, Petró Poroshenko, en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales.

“Como aún no soy oficialmente presidente, me dirijo como ciudadano ucraniano a todos los países postsoviéticos. Miradnos, todo es posible. ¡Gracias a Dios!”, dijo Zelenski en su cuartel general.

Según las cifras de la Comisión Electoral Central (CEC) de Ucrania, Zelenski obtuvo el 73,09 % de los sufragios, mientras que Poroshenko consiguió el 24,57 %.

Los datos oficiales señalan que en la segunda vuelta de los comicios presidenciales celebrados este domingo Zelenski se impuso en todas las regiones ucranianas, salvo en la de Lvov, en el oeste del país.

La participación ciudadana fue del 62,07 %, casi ocho décimas porcentuales menos que en la primera vuelta, en la que Zelenski también se impuso claramente a Poroshenko.

Zelenski, un comediante de 41 años sin bagaje político, logró un resultado histórico, ya que ganó en todas las regiones del país y en todas y cada una de las provincias menos las dos más occidentales, cuna del nacionalismo ucraniano (Lvov e Ivano-Frankovsk).

Poroshenko, que fue aupado al poder por la revolución del Maidán que derrocó al prorruso Víktor Yanukóvich en 2014, no tardó en admitir su derrota, aunque advirtió a renglón seguido de que la victoria de su rival será celebrada en el Kremlin.

Mientras, Zelenski prometió que su prioridad “número uno” en el cargo será el cese de los combates y, consecuentemente, el fin de la guerra entre el Ejército ucraniano y las milicias prorrusas en el este del país.

Zelenski apoya tanto el ingreso en la UE, aunque no ha puesto fecha a la solicitud como Poroshenko, que habló de 2023 durante la campaña, como la integración en la Alianza Atlántica, aunque sólo tras un referéndum.