Una de las mayores protestas ocurridas en la isla en los últimos 60 años

A gritos de “libertad” y “abajo la dictadura” cientos de cubanos se lanzaron a las calles este domingo en varias localidades de Cuba, en una de las mayores protestas ocurridas en la isla en los últimos 60 años, reseñó BBC News en su portal web.

Al extenderse la protesta, el presidente Miguel Díaz Canel convocó este domingo a los seguidores del gobierno a salir a las calles a “hacer frente” a las protestas.

“Estamos convocando a todos los revolucionarios del país, a todos los comunistas, a que salgan a las calles y vayan a los lugares donde vayan a ocurrir estas provocaciones”, dijo el mandatario en un inusual mensaje que se trasmitió por todas las cadenas de radio y televisión de la isla a raíz de las protestas.

A través de redes sociales de la isla, decenas de cubanos trasmitieron en vivo las manifestaciones que se iniciaron en el poblado de San Antonio de los Baños, en el suroeste de La Habana y luego se extendió a otros, desde Santiago de Cuba, en el oriente hasta Pinar del Río, en el occidente.

En las transmisiones se veía a un numeroso grupo de personas gritando consignas contra el gobierno, contra el presidente Miguel Díaz-Canel y pidiendo cambios.

Según contó Selvia, una de las participantes en San Antonio de los Baños, la protesta fue organizada el sábado a través de las redes sociales para este domingo a las 11:30 AM (hora local).

“Nos reunimos frente a la plaza de la iglesia y seguimos toda una marcha por toda la Calle Real y seguimos hasta el gobierno y la policía”, dijo en diálogo telefónico con BBC Mundo.

“Esto es por la libertad del pueblo, ya no aguantamos más. No tenemos miedo. Queremos un cambio, no queremos más dictadura”, dijo.

Las cuentas oficiales del gobierno y los medios oficiales de la isla no se refirieron de momento a la protesta.

BBC Mundo contactó con el Centro de Prensa Internacional, la única institución del gobierno autorizada a dar declaraciones a medios extranjeros, para conocer la su posición, pero no tuvo respuesta inmediata.

Sin embargo, el periodista oficialista Iroel Sánchez escribió que el presidente Diaz-Canel estaba “en el Parque de en San Antonio de los Baños” y que sus palabras fueron: “Las calles de Cuba son de los revolucionarios”.

Las protestas

Tras más de una hora y media, algunas de las trasmisiones fueron interrumpidas en San Antonio, pero comenzaron a aparecer desde otros lugares de la isla, incluida La Habana.

“Hay mucha gente por Galeano y por Malecón. Han parado el tráfico y todo”, contó a BBC Mundo Mairelis, desde Centro Habana.

Tres personas que participaron en la protesta en Pinar del Río, La Habana y San Antonio aseguraron a BBC Mundo que las manifestaciones habían sido reprimidas por la policía.

Varios videos publicados en redes sociales también muestran lo que parecen ser agentes de tropas especializadas, deteniendo a varios manifestantes.

“Nos están quitando la conexión. No podemos ni hacer llamadas nacionales”, dijo Selvia.

BBC Mundo contactó con cubanos en las provincias de La Habana, Pinar del Río y Artemisa que aseguran que perdieron la conexión a internet.

Alejandro, uno de los que participó en la protesta en Pinar del Río, contó a BBC Mundo que decenas de personas, se ubicaron frente a uno de los parques principales de la ciudad y luego marcharon por una calle principal.

“Vimos la protesta en San Antonio y la gente empezó a salir. Este es el día, ya no aguantamos más”, dijo el joven vía telefónica.

“No hay comida, no hay medicinas, no hay libertad. No nos dejan vivir. Ya nos cansamos”, agregó.

Durante el fin de semana, las redes sociales de la isla se han llenado de mensajes bajo las etiquetas #SOSCuba y #SOSMatanzas para denunciar la crítica situación con el coronavirus en la isla, donde, según las denuncias, numerosos hospitales han colapsado ante el creciente número de casos.

BBC Mundo conversó con varios cubanos que aseguran, que sus familiares murieron en sus casas sin recibir cuidados médicos o en los hospitales por carencias de medicamentos.

Con el turismo prácticamente paralizado, el coronavirus ha tenido un profundo impacto en la vida económica y social de la isla, a lo que se ha unido la emergencia de una creciente inflación, apagones, escasez de comida, medicamentos y productos básicos.

El gobierno cubano atribuye la situación al embargo de EE.UU. y ha cuestionado la campaña #SOSCuba y #SOSMatanzas como una “campaña mediática” para “sacar provecho” en una situación de crisis de salud.

Las redes sociales de la isla han servido en los últimos tiempos para que los cubanos expresen su malestar contra el gobierno y por la situación de la isla.

Las protestas en Cuba son muy inusuales y, cuando ocurren, son reprimidas.

Antes de la de este domingo, la mayor protesta que ocurrió en Cuba desde 1959 tuvo lugar en 1994 frente al Malecón de La Habana, pero se limitó a la capital y solo participaron algunos cientos de personas.