Aseguró que “no hay aditivos para procesar los hidrocarburos y que las principales refinerías del país están totalmente paralizadas”

El economista José Toro Hardy, declaró en entrevista a los medios digitales, que la escasez de combustible en la capital de Venezuela se debe principalmente a la “paralización de las refinerías” y la merma de la importación del combustible.

A juicio del economista, la situación del combustible, más allá de la degradación de la industria petrolera nacional, también se debe a la merma en las importaciones de gasolina y diesel por parte de Rusia, y más aún cuando el pasado 28 de marzo la petrolera Rosneft, anunció la ruptura de sus acuerdos comerciales con Venezuela.

En este sentido dijo que “Rusia se quiere concentrar en su propia economía e industria, por lo que se desentiende de Venezuela”.

Toro Hardy, señaló que este panorama hace “aún más compleja” la situación del país, en donde la privación de diesel puede generar más dificultades para transportar los alimentos durante la emergencia sanitaria nacional.

El economista considera que debe haber un cambio en la administración pública, para que las organizaciones multilaterales puedan ofrecer la ayuda necesaria para mantener la economía del país en este contexto.